mapuche_0

Podríamos decir que el Pueblo Mapuche hoy está amenazado y, de alguna manera, está en permanente estado de resistencia a esa desaparición y a esa dominación. Toda la política que se aplica desde el Estado apunta a hacer desaparecer ideológicamente a los pueblos originarios, resignadamente se nos respeta como parte de una realidad. La campaña de exterminio que se generó el siglo pasado no fue posible aplicarla en su totalidad y por lo tanto es una realidad que el Estado lo acepta como un hecho irremediable. Lo que sí se busca es hacer desaparecer en el aspecto cultural-ideológico, como estructura de pensamiento, como sistema de vida.

Jorge Nahuel, Werken – mensajero del pensamiento mapuche – de la Coordinación de Organizaciones Mapuche Neuquina

EL SEGUNDO GENOCIDIO

A fines del siglo pasado el conquistador criollo, (el europeo fracasó en el intento), inició la ocupación militar del Waj Mapu (Territorio Mapuche) y el sistemático genocidio de este pueblo. La matanza fue bautizada con nombres más que eufemísticos; en la Gulu Mapu (Tierra del Oeste, actuales Octava, Novena y Décima Región de Chile) se la llamó ‘Pacificación de la Araucanía’ y en la Puel Mapu (Tierra del Este, Patagonia argentina) ‘Conquista del Desierto’. Así se consolidó la fase principal de la segunda conquista de esta región de América, la llevada adelante por los diferentes estados nacionales.

EL TERCER GENOCIDIO: LA GLOBALIZACIÓN

La idea de ‘desierto’, utilizada en aquel momento se manifiesta hoy en aras de la tercer conquista, la llevada adelante por los capitales globales. Los estados nacionales obvian nuevamente la existencia de los indígenas y venden sus tierras a las compañías trasnacionales y a los nuevos terratenientes. En la última década la Argentina vivió un acelerado proceso de concentración de grandes extensiones de tierra en manos de ‘inversores extranjeros’. En la actualidad el mayor latifundista de la región es el empresario italiano Luciano Benetton, que posee 900 mil hectáreas en la Patagonia, que acusado por la Organización de Comunidades Mapuche Tehuelche ’11 de Octubre’ de emplear a los mapuche como mano de obra barata. Lo sigue el financista húngaro-norteamericano George Soros, que posee 468 mil hectáreas. Otros inversores internacionales de menor cuantía son Sylvester Stallone con 14 mil ha. y Ted Turner con 25 mil ha.

LA RESISTENCIA ¡ LA LUCHA !

Ante procesos como este se revitaliza la resistencia de los pueblos originarios, siendo la Nación Mapuche la que más firme se ha parado en esta región del Cono Sur. En todo el Waj Mapu son alrededor 1.800.000, pero no componen un bloque compacto. Tanto en Gulu Mapu como en Puel Mapu se han desarrollado procesos políticos y organizativos diferentes que están íntimamente vinculados con las experiencias vividas por las respectivas sociedades nacionales. Pero no sólo las diferencias son marcadas por la Pire Mawida. El proceso de radicalización, como el desarrollado por la Coordinadora de Comunidades Mapuche en Conflicto de Arauko y Malleko (que internacionalmente se ha alineado junto al EZLN y la Resistencia Kurda), no puede hacerse extensivo a la totalidad de los lofche (comunidades mapuche) y organizaciones de Gulu Mapu; ya que no es difícil encontrar agrupaciones étnicas que apoyan a Pinochet, a la Concertación Democrática, el Partido Comunista o están influenciadas por las sectas religiosas (católicos, evangélicos, etc.).

ORGANIZACIÓN AUTÓNOMA DEL PUEBLO MAPUCHE

En la Puel Mapu el proceso de organización autónoma, más o menos independiente de las diferentes instancias de la sociedad nacional (partidos políticos, religiones, organismos del estado, etc.), aún es muy reciente. El clientelismo político es la máxima expresión del folcklore de la región, uno de los pilares del Movimiento Popular Neuquino – expresión populista que desde hace más de 30 años dirige los rumbos de la provincia – era, y en parte sigue siéndolo, el voto salido de las comunidades indígenas. La pobreza estructural que el MPN genera es explotada en su propio beneficio para ganar las elecciones.

RECONOCIMIENTO LEGAL: UN ARMA DE DOBLE FILO

Sin embargo empiezan a surgir algunas instancias políticas que podrían tomarse como los primeros pasos hacia la construcción de una herramienta de poder como lo son el reconocimiento del Meli Wixan Mapu (Parlamento Mapuche) y del Nor Feleal (órgano de justicia mapuche). Hoy es imposible anticipar en qué van a derivar estas experiencias, puede que sean absorbidas por el estado neuquino – ambos proyectos están planteados en esa provincia – y terminar en un instrumento más de dominación; o pueden convertirse en un contrapoder y servir como experiencia de autoorganización, autoadministración, en el camino hacia la autonomía real. Eso nadie lo puede prever.

RECUPERACIÓN DE TIERRAS Y PARAPOLICIALES AL ACECHO

Otra manifestación de buena salud del movimiento reculturante que poco a poco va ganando espacio en las comunidades de la Puel Mapu es la práctica de recuperar tierras ancestrales. Uno de los casos con mayor resonancia es el de Pulmarí, en Neuquén, donde las comunidades le reclaman al Estado la devolución de 110 mil hectáreas. En enero del ’97 la justicia provincial ordenó desalojar diferentes cuadros ocupados pero la gran cantidad de gente llegada de otras comunidades, como también de sindicatos y organizaciones políticas y sociales no indígenas impidió que se concretara.

Lo ocurrido en Füta Hüao, Chubut, y lo generado en torno a esa lucha es otra exteriorización del mismo proceso. La comunidad luego de recuperar mil hectáreas estaba dispuesta a resistir con las armas los ataques de los parapoliciales. El enfrentamiento fue frenado con la ocupación de las oficinas del Instituto Nacional de Asuntos Indígenas (INAI) en Buenos Aires. Hecho también sirvió para dividir aguas entre los indígenas residentes en Buenos Aires, ya que muchos de los que desde las tribunas se comían crudos a los curas, políticos y winkas – blancos – en general, se opusieron a la ocupación del INAI para no perder los favores de esta dependencia estatal.

EL MONSTRUO DE LAS PETROLERAS

Según Moira Millán, en una entrevista realizada en 1998 – cuando todavía era werken de la 11 de Octubre: “Las comunidades son las que están frenando ese remate de tierras, porque si no fuese por la reafirmación de sus derechos para evitar los desalojos masivos, a esta altura la Patagonia pertenecería a esos grupos económicos”. Pero la amenaza no sólo la representan los terratenientes, gringos y criollos, sino también los organismo financieros internacionales que desde hace tiempo vienen ofreciendo la ‘altruista’ receta del canje de naturaleza por deuda externa. Pero los mapuche no sólo luchan contra la usurpación de su territorio sino también contra su depredación indiscriminada, ya como resultante de la explotación forestal, minera, turística – principalmente el engaño del eco turismo – petrolera o hidroeléctrica. Una de las propuestas presentadas por la Coordinación de Organizaciones Mapuche de Neuquina a nivel provincial y nacional es transformar los parques nacionales y las 110 mil ha. de Pulmarí en un Territorio Indígena Protegido, esto le permitiría a los mapuche intervenir en la administración de los recursos naturales de su territorio.

En este sentido las petroleras se presentan como el principal peligro, ya han ocasionado daños irreversibles en la zona de Añelo, a 80 kilómetros de la ciudad de Neuquén, donde los constantes derrames de petróleo contaminaron el suelo y agua de la región. Hoy las comunidades Kaxipaiñ y Paynemil esperan que YPF/Repsol y el Estado les den una solución para no morir contaminados con plomo, mercurio, cadmio y demás tóxicos. Esta situación se repite en la comunidad Ñellikó, a 15 kilómetros de Zapala – en el centro de la provincia – donde los habitantes ya presentan afecciones en la piel y en la vista, siendo responsable la Petrolera San Jorge. Pero el panorama aún puede ser más sombrío ya que la provincia cuenta con una de las cuencas petrolíferas más importantes de la región y poco a poco van surgiendo nuevas denuncias.

TODO TIENE UNA RAZÓN: EL”EXTERMINIO DEMOCRATICO” Y EL RACISMO DE ESTADO.

En la Gulu Mapu el panorama no difiere en lo más mínimo, la confiscación sistemática del territorio y de sus recursos ha relegado a los mapuche a la marginalidad y a la extrema pobreza. En la actualidad este pueblo sufre los índices más altos de mortalidad infantil, desnutrición, desocupación y alcoholismo de todo Chile. Según el último estudio estadístico sobre la pobreza en aquel país, por la falta de atención médica, alimentación y salubridad, es decir, condiciones básicas de vida, los aborígenes viven 10 años menos que el resto de la población. Estas políticas de exterminio ‘democrático’ no son aplicadas solamente en detrimento del Pueblo Mapuche, actualmente el 35,6% de la población indígena del estado chileno se encuentra por debajo de la línea de pobreza. Es decir, los más pobres entre los pobres. Estas estadísticas son una evidencia más de la institucionalización del racismo en aquel país.

<Por el racismo cotidiano y permanente que se padece, vivimos en una cultura racista, tiene múltiples herramientas para aplicar. Se lo vive en la vida cotidiana y de una manera más sistematizada en la educación a nuestros hijos, que nosotros preparamos, los peinamos, los ‘lustramos’ todas las mañanas para que vayan a colonizarse. La lucha de ellos es permanente también, porque están recibiendo toda una cultura extraña, colonizante; mientras en su casa están percibiendo otro tipo de educación. Esa lucha que ellos tienen es la que va a definir cómo vamos a proyectarnos como pueblo. La mayoría de los mapuche hoy son víctima de ese racismo y de esa discriminación, que va haciendo que oculten su identidad. Pero la identidad se puede ocultar, se puede disimular, pero nunca se va a poder matar. Sólo es cuestión de que se vayan generando condiciones para que esa identidad florezca con todas sus fuerzas. No como un elemento escondido, guardado y que solamente sacamos en momentos íntimos, sino algo que se pueda exteriorizar en todo momento. Hacia eso apunta el laburo político que nosotros hacemos.> (Jorge Nahuel)

Hernán Scandizzo

Anuncios